Por más de S/200 mil familiares de Manuel Merino contrataron con el Estado

La madre y dos de los hermanos de Manuel Merino de Lama, actual presidente del Congreso, suscribieron contratos con el Estado cuando estos estarían impedidos de hacerlo, de de acuerdo a La Ley de Contrataciones del Estado.

La ley establece los lineamientos que deben observar las entidades del sector público en los procesos de contratación de bienes, servicios y obras que realicen. Una de las disposiciones estipula que la familia directa de un funcionario público está impedido de ser proveedor del Estado.

Los contratos entre el Estado y los familiares del congresista de Acción Popular se suscribieron cuando Manuel Merino fue parlamentario en el periodo legislativo 2011-2016, reveló Punto Final.

Cabe indicar, que el ahora presidente del Congreso fue elegido congresista por segunda vez en 2011, representando a Tumbes, por Acción Popular.

Elba de Lama de Merino, madre de Manuel Merino, contrató con INDECI (Instituto Nacional de Defensa Civil) en 2012, 2013 y 2014 por un monto total de S/37.200. Se trata del alquiler de un inmueble ubicado en Tumbes, a INDECI para que funcione como oficina del organismo, por el que se cobró 12 mil soles en 2012, 14 mil soles en 2013 y 11.200 soles en 2014.

Por su parte, Elba Merino de Lama, hermana del congresista, suscribió contratos con diferentes instituciones del Estado en 2014, 2015 y 2016 por un monto total de S/63.500.

En 2014, prestó servicios como arquitecta en el Conadis (Consejo Nacional para la integración de personas con discapacidad) percibiendo S/11.000. Un año después, evaluó estudios técnicos para el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento por el cual cobró S/10.500. Para el mismo portafolio trabajó dos veces en 2016, recibiendo S/14.000 y S/7.500.

Y en 2015, trabajó para la Municipalidad de Ramón Castilla, en Piura, donde cobró S/20.500.

En tanto, Marco Merino de Lama, hermano del actual presidente del Congreso, recibió S/100.991, entre los años 2012, 2013 y 2015 a través de la empresa San Joaquín Servicios Múltiples. Y es que celebró contratos con las municipalidades, entre distritales y provinciales, de Morropón, La Matanza y El Tallán.

En su defensa, Manuel Merino de Lama deslindó conocer esta denuncia y aseguró que sus familiares “estaban advertidos no de contratar con el Estado”, y que deberán allanarse a las investigaciones, dijo en Latina.

El titular del Parlamento, indicó que estos contratos se celebraron cuando él no era congresista de la República, sino que se tratarían de prorrogas de convenios establecidos con anterioridad, que fueron ampliándose.

“Hay un pronunciamiento del OSCE (…) que identifica que cuando hay un contrato anterior este se puede seguir manteniendo”, respondió. Ella (mi hermana) viene contratando con el Estado desde el 2007. Yo no sé los negocios que tienen ellos”, aseguró en dicho medio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *