España devuelve al mercado chino por segunda vez un lote de pruebas de COVID-19 defectuosas

Por segunda vez el gobierno español devuelve los kits de pruebas de coronavirus que le encargó a China, por estar defectuosos al igual que el primer envío. Ahora pide un reembolso por el último pedido.

Se trata de un cargamento de 640.000 tests que había sido vendido por la compañía china Shenzhen Bioeasy para reemplazar el primer lote de 58.000 kits que compró España, con el cual buscaba diagnosticar el coronavirus.

De acuerdo con el diario El País, el Ministerio de Salud de España ahora busca un reembolso por el segundo pedido. Y es que luego de analizar los kits en el Instituto de Salud Carlos III de Madrid detectaron que estaban defectuosos. Es decir, no eran necesariamente sensibles para detectar el COVID-19 en una persona con infección.

Tras ello, España canceló el pedido; aún no se conoce el monto invertido.

España ha tenido que devolver a Bioeasy 58.000 de los kits enviados desde China a fines de marzo.
El ministro de Sanidad español, Salvador Illa, dijo a fines de marzo que el gobierno adquirió suministros médicos por un costo de 467 millones de dólares, que incluía 950 ventiladores, 5,5 millones de kits de pruebas, 11 millones de guantes y más de 500 millones de mascarillas protectoras de China.

Por su parte, la empresa Shenzhen Bioeasy argumentó que, los resultados iniciales incorrectos pueden ser el resultado de una falla en la recolección de muestras o en el uso correcto de los kits. E indicó que no habían informado a los clientes “adecuadamente” cómo usar los kits para detectar COVID-19.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *