Separación de Ramírez fue una decisión en aras de fortalecer la procuraduría, señala Soria

La separación del cargo del procurador ad hoc del caso Odebrecht, Jorge Ramírez, «no implica un carácter sancionador» o de «evaluación de desempeño», ya que se trata de una decisión para fortalecer a la procuraduría, dijo Daniel Soria, procurador general del Estado.

Explicó que esta decisión fue tomada en el marco reglamentación vigente. La cual señala que la procuraduría tiene la autoridad de establecer el término de la contratación cuando lo estime conveniente, porque se trata de un cargo de confianza.

Aclaró que Ramírez no ha cometido una falta o delito que hiciera que lo separaren del puesto que ostentaba, además que esta separación no perjudicará el trabajo de la institución donde labora.

También, anunció que Silvana Carrión, ocupará el puesto de Ramírez.

“El objetivo tiene que ver con fortalecer el sistema de defensa jurídica del Estado y a la Procuraduría Ad Hoc. La idea es que no se ponga en tela de juicio la labor del sistema, que no haya ningún atisbo de duda sobre la actuación que se está llevando estos años, una actuación sin opacidad», sostuvo Soria en Canal N.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *